En Usquil… Drama y comedia en singular festejo mixto cerrando la festividad

Usquil, provincia de Otuzco, región La Libertad, Perú. Domingo 18 de agosto, culminó el serial doble de las festividades en honor a la Santísima Virgen de la Asunción, con el festejo mixto llevado a cabo con dos astados de muerte, de la ganadería de San Simón, bonitos de tipo, similares de presentación y juego.

Rafael Saravia: Cogido al ejecutar la suerte suprema, se hizo cargo su alternante.

Rafael Orellana: Oreja.

Clayderman Méndez El Moro: Silencio.

Detalles:

Fue cogido y herido en el escroto, el novillero peruano Rafael Saravia.

Se sumaron, el novillero sin caballos Clayderman Méndez El Moro.

Se sumaron al festejo el espectáculo charlotesco a cargo de los toreros bufos de la cuadrilla Los Ases del Ruedo.

Sobresalió con los garapullos el recientemente alternativado banderillero nacional Santiago de la Rosa.

Participó capeando asistido por el matador Orellana, el niño Gerson Sifuentes al final del festejo ante un ternero de Chuquizongo. Para la anécdota y el recuerdo.

_______________________________

Ni el mismísimo Aristófanes podría haber concebido un espectáculo ni escena que conjugara o presagiara lo sucedido ayer domingo en el marco del último festejo de esta feria corta del distrito de Usquil, en el norte andino del Perú.

De este país multicolor en sus paisajes y gentes donde con festejos que en otras latitudes se verían como atípicos, también se da la fiesta de los toros, que es sin duda alguna, la más culta de todas. Culta en su origen peninsular y enriquecida con sus diversos matices y peculiaridades americanas.

En la tarde de este domingo se vivió momentos dramáticos y de hilarante estallido jocoso que sobrecogieron y alegraron a la muchedumbre, por igual. A Dios gracias, el drama no pasó de un susto y la alegría rubricó estas dos tardes exitosas emprendidas con acierto y dentro de sus posibilidades por la nueva gestión municipal.

Rafael Saravia, de grana y oro con cabos negros, oriundo de esta localidad norteña del Perú, volvía con mucha ilusión para mostrarse ante sus paisanos. Llegó el mismo domingo luego de haberse presentado en Cangallo, Ayacucho, luego de sortear dos vuelos de avión y cuatro horas de camino.

Con mucha predisposición y ganas de agradar, encaró este compromiso en su tierra con un clara declaración de intenciones recibiendo a porta gayola con ajustada larga cambiada al buen pupilo de San Simón que le tocó en suerte.

El saludo con el percal fue aseado, de verónicas a compás abierto, con torería. Por doblones empezó a media altura la faena de muleta, ganando terreno. En los medios, a igual ritmo en cada pase lo saca por fuera pero encandenando uno y otro.

A su aire, el morito le repite y va mejor por el izquierdo en naturales de buen trazo. Trincherazos y remates se suceden para lo que pensábamos era el colofón de una faena meritoria de trofeo. Pero dejándose llevar por el entusiasmo y el afán de asegurar dicho triunfo, se pasa algo de faena que condiciona darse por enterado el sansimón que llegó al final ya recortando mucho.

Le avisa en el primer intento de entrar a por él; para el segundo, y ejecutando la suerte de la misma manera, sin hacer la cruz, se lo echa encima prácticamente, sufriendo el percance.

Auxiliado por sus compañeros, es retirado del ruedo hacia la ambulancia dispuesta. Su alternante, el matador Rafael Orellana, hizo cargo del novillo como corresponde.

Rafael Orellana, de champaña y plata con cabos negros, entendió con oficio la condición del ejemplar de la ganadería limeña de San Simón, bonito de tipo como su hermano, que rápidamente pidió ser tocado en su querencia. Suelto de salida, buscaba sus terrenos.

El diestro tovarense lo sacó a los medios y allí le instrumentó buenas series cortas por ambos pitones. Como se iba quedando sin fondo, recortaba al final y protestaba. Pinchazo arriba y estocada entera de la que dobla. Se le concede una oreja.

El novillero venezolano Clayderman Méndez El Moro, se hizo cargo de una encastada vaca de muerte también de San Simón. Lo vimos apresurado y aún con carencias que deberá ir puliendo.

El festejo culminó con la participación de toreo bufo a cargo de los artistas cómicos, La Negra Pancha, Quico, Superman y el Payasito Usquliano, que fueron el delirio para los asistentes por sus jocosas alegorías, recortes y charlotadas ante sendas vacas bravas.

____________________________________

@TorosenelMundo_ 

____________________________________________________________________________

Entrar a ver el programa de televisión TOROS EN EL MUNDO TV 

____________________________________________________________________________