Lo dice Pepe Mata… Decir la verdad, decir la verdad

No basta decir solamente la verdad, más conviene mostrar la causa de la falsedad”: Aristóteles

Todo hace ver, que a cierta gente le gusta que no le digan la verdad; y eso ha provocado que la mentira, los falsos elogios se hayan convertido no sólo en una anécdota de la vida misma, sino en una industria como forma de vivir.

Engañar, es entonces ya un status de la sociedad, que persigue crear un mundo ficticio por el que se genera un bien financiero, por supuesto, para quien inventa toda ese océano interminable de mentiras.

Por ejemplo, en el mundo de los toros, los amigos del engaño o prensa corrupta, ha hecho de contar mentiras, de llenar de falsos elogios, esa industria.

Sí, cobran jugosos dividendos, a todos aquellos a los que les inventan ese mundo ficticio y sin sustento, y seguramente será hasta que dejen de ser “felices”.

¡Vaya surrealismo!

Lo peor, si existe algo peor, está en suponer que la mayoría del gran público en esta época de tanta evolución tecnológica, haya entrado a ese mundo de engañifas y crea a pie juntillas toda esa reprobable parafernalia.

Todo esto justamente pensaba mientras se desarrollaba la segunda novillada del actual serial isidril, que se escenificó en la Monumental Plaza de Las Ventas; y me preguntaba:

¿Alguien le dirá al ganadero Álvaro Martínez Conradi que si bien es cierto sus novillos tuvieron movilidad, casta, no resultaron bravos… fueron mansos?

¿Alguien le dirá al ganadero que no pelearon en caballos y luego acudieron con la cara alta y deslucidos cuatro de esos ejemplares?

Sí, porque dos, el segundo y quinto, si bien fueron mansos resultaron los más “toreables” de una bondad franciscana, para hacer una faena que subyugara a los ahí convocados.

Y entonces bajo estas premisas surgieron más interrogantes:

¿Alguien le dirá a André Lagravere El Galo que ha desperdiciado sin piedad al mejor lote -segundo y quinto- porque se vio incapacitado para poder torearlos?

¿Alguien tendrá el valor de sacar a El Galo de ese mundo de mentiras y decirle de una vez que naufragó en el fracaso?

¿Alguien le dirá a Ángel Jiménez que su esfuerzo se estrella ante la penosa situación de no decir nada?

Sí, de no decir absolutamente nada, y eso le debiera preocupar y buscar una solución en la introspección.

El único que se ha salvado de este mundo de engañifas ha sido, Francisco de Manuel, quien volvió a mostrar firmeza y poderío ante sus mansescos y geniudos ejemplares…

… sí geniudos porque enseñaron la casta mala, propia de la mansedumbre violenta.

Lo más importante en todo este embrollo estará en que, Francisco de Manuel, y todo el que tenga el firme propósito de conquistar el éxito, no se deje sucumbir por el engaño, por la fácil mentira.

Por todo ese mundo de espejismos.

Continuará trascendiendo en el momento en que visite un día sí y otro también…

… la autocrítica, sólo así podrá corregir los errores para convertirlos en venturosos aciertos; y los aciertos acrecentarlos.

Así de simple…

… decir la verdad, decir la verdad.

¡Dígase la verdad… aunque sea motivo de escándalo!

________________________________

@PERIODISTAURINO 

_____________________________________________________________________________

Entrar a ver el programa de televisión TOROS EN EL MUNDO TV

_____________________________________________________________________________