En Madrid… Poca clase de novillos, y actitud de novilleros

Las Ventas. 20 de julio de 2018. Novillada nocturna. Un cuarto de entrada. Novillos de Santa Teresa y Couto de Fornilhos.

Ángel Jiménez: Saludos tras aviso y silencio tras aviso.

García Navarrete: Silencio en ambos.

Juanito: Silencio y silencio.

____________________________

El primero de la noche, para Ángel Jiménez, salió suelto pero sin clase. No dijo mucho en el tercio de varas, y además fue algo protestado. Las banderillas se excedieron, pues las características del toro no dieron de sí, y hubo que trabajarlo sobremanera. En el tercio de faena, el comienzo fue complicado a la par que carente de conexión. Más tarde, el novillero pudo llevárselo a donde quiso y obtener mejor calidad en los pases. Encontró por donde había que torear al astado. El derecho fue su pitón, más no pudo sacar más de dos tandas, y finalizó con una estocada regulera, para recoger los aplausos por parte del respetable. 

A la puerta de toriles se fue Ángel Jiménez para dejar una porta gayola y dos largas. Toreo de buenas formas a la verónica. Tuvo disposición y una correcta ejecución en su trazo de los muletazos. Sin embargo el animal fue parado y reservón y no pudo hacer nada el joven novillero. Pinchó en varias ocasiones para concluir con un descabello. Escuchó silencio tras un aviso.

El segundo de la noche fue para Garcia Navarrete, quien se enfrentó ante uno de Couto de Fornilhos. Mostró su torería vertical en el capote. Fue rasgado por el pitón, lo cual deslució bastante la suerte. Con la muleta se mostró sólido y con fuertes argumentos para progresar en su tauromaquia. Una pena que el novillo fuese a menos apagándose en su embestida y tendiendo que tomar los aceros fallando en diversas ocasiones. Todo concluyó en silencio.

Poco bajó la cabeza el quinto de la tarde, para Garcia Navarrete. Mostró peligro durante la lidia, y dejando una actitud algo defensiva y bronca en los compases sucesivos. En la faena, continuó sin bajar la cara, pero el novillero intentó someterlo sin premio. Poca clase tuvo en sus embestidas, y la conexión no se pudo dar debido a la poca condición del astado. Se lo despachó rápido, ya que no existía posibilidad de triunfo. Silencio. 

El tercero, para Juanito, fue saludado con unas verónicas bastante bien ejecutadas por parte del joven portugués. Pasó sin pena ni gloria por los tercios de la lidia, para más tarde quedarse sin fuerza en la faena, donde solo dejó alguna humillación bien aprovechada por Juanito. Hubo actitud por parte de él, pero la materia prima, escasa en todos los sentidos, no permitió que el conjunto de su actuación fuese de peso. La estocada fue buena, más recogió el silencio.

Juanito recibió al sexto y último de la noche a un novillo de hechuras de toro. Fue un animal complicado de lidiar pero el novillero estuvo a la altura. Decidió sabiamente y por las condiciones del animal torear en corto con la muleta. A pesar de sus intentos no pudo lucirse como debía. Concluyó con una estocada trasera y posterior estocada trasera.

La tarde de hoy estuvo marcada por la brusquedad de lo astados durante los tercios en los que se ha desarrollado la novillada de hoy. Hubo poca clase dentro de ellos, y como siempre, los novilleros pusieron toda su actitud dentro del ruedo para intentar obtener el éxito, a pesar de la escasez de materia prima. Una vez más, en verano: “he estado en los toros”.

____________________________

____________________________

____________________________

@pablobielsa5

_________________________________________________________________________

Entrar a ver el programa de televisión TOROS EN EL MUNDO TV

_________________________________________________________________________