Lo dice Pepe Mata… Señor Andrés Roca Rey, el público ya no lo quiere ver con ganaderías comerciales

Nadie pone en tela de juicio el gran, el extraordinario torero que es, Andrés Roca Rey, como lo he fundamentado desde que le conocí como becerrista; la historia registra que aproximadamente cada 100 años, en el arte, nacen los que generarán el cambio en la estructura y darán nuevo rumbo a la expresión artística.

Andrés es uno de esos tres toreros que generarán ese necesario cambio, de ello también lo he comentado… por si no lo recuerdan, entren a leerlo aquí.

En lo referente al arte del toreo, hace 100 años, fueron: Rodolfo Gaona -de quien el Maestro José Alameda manifestó que universalizó el toreo-, José Gómez Joselito o Gallito y Juan Belmante.

Gracias a los documentos que existen y al internet que ha globalizado todo, hasta la tauromaquia, la visión de la historia ha cambiado, porque hay mucha información que no se había conocido y leído.

Así, Gaona, Joselito y Belmonte fueron los hacedores del cambio, viniendo después de ellos, toreros fundamentales tanto en España, como en México, por supuesto, en Venezuela y Colombia, sin dejar de desarrollar sus tauromaquia Ecuador y Perú.

Durante los últimos 30 años, la tauromaquia en todo el mundo, ha venido degradándose merced a que los figurines comenzaron a imponer la antítesis del toreo, basándose en la comodidad del ‘bobitoro’ que producen las ganaderías comerciales, que tanto daño han hecho a tan mágica expresión.

Apareció, Andrés Roca Rey, y sólo le bastaron -después de su alternativa- 5 meses para poner a todos los figurines contra la pared e imponer su imperio, que ha ido en absoluta evolución.

Sólo qué…

… sólo qué está continuando con algo que el público ya no quiere, ya no le interesa seguir viendo:

El ‘bobitoro’ ni las ganaderías comerciales.

No hay emoción en lo que ocurre en el redondel, no hay grandeza, y la aburrición hace presa de todos.

A, Andrés, el gran público se lo ha venido manifestando desde hace mucho tiempo a través de las redes sociales, le han insistido que ya no lo quieren ver ni con el ‘bobitoro’ ni con las ganaderías comerciales.

Andrés es un torero tan importante, tan trascendente, tan fundamental, tan inteligente y tan sensible, que esto le provoca no avanzar como debiese.

Este festejo en cuestión celebrado el viernes 18 de Mayo en la monumental venteña, fue una seria llamada de atención, con los astados de Jandilla, que ha tenido frente a él.

Con esas miserias taurinas ni se puede reivindicar al arte del toreo ni el artista limeño puede evolucionar; y ha sido el propio universo quien le hizo notar estentóreamente, que debe hacer caso al gran público en su exigencia de dejar todo lo comercial que le hace daño a su sólida tauromaquia.

El festejo en su conjunto ha sido un auténtico desastre, y fue peor para, Andrés Roca Rey, porque sin lugar a dudas él llenó al coso titular del mundo.

Primero lo llenó a reventar de gente y después lo llenó de asfixiante mansedumbre y aburrición, por haber aceptado esos inadmisibles bovinos que ofenden a la grandeza del toro bravo y encastado.

Porque se entiende perfectamente, que quien llena las plazas manda, y el único que llena las plazas en España, Francia y Sudamérica -le falta México-, es Andrés Roca Rey.

En fin… que todos, el gran público y los periodistas independientes, podemos decirle a, Andrés, que por su bien abandone las miserias taurinas impuestas por los figurines; no obstante, el único que puede a través de la autocrítica llegar a tomar esa decisión, es el propio Andrés Roca Rey.

¡Ojalá y así sea!

________________________________

@PERIODISTAURINO 

_____________________________________________________________________________

Entrar a ver el programa de televisión TOROS EN EL MUNDO TV

_____________________________________________________________________________