Desde el burladero de Don Diego… Aprobados los toros «a la balear»

Hace apenas un par de días, este lunes 24 de julio el Parlament Balears, decidió unilateralmente, y con ello inconstitucionalmente, inventar una ley en la que se prohíbe dar muerte al toro durante el festejo, así como utilizar banderillas o pica.

Es incuestionable que desde épocas ancestrales, las prácticas tradicionales símbolo de la cultura de un lugar, han estado apoyadas por el grueso de la ciudadanía en gran parte de los casos.

La tauromaquia no es menos, ya que en tal arte, encontramos el apoyo del público desde prácticamente su nacimiento como expresión del más puro arte. En especial en España, incluyendo las Islas Baleares.

Es oportuno dejar constancia -y para aterrizar en un caso concreto lo hacemos- de la flagrante falta de honestidad que cometen los políticos, al aprovechar las debilidades propiciadas por corrientes de pensamiento temporales, y atacar a la Fiesta de formas diversas.

Nuevamente ocurre que el Arte del Toreo se ve vilipendiado y humillado. Se veía venir, si, se venía venir. Esta vez en Baleares.
Y es que estamos hartos de decir que los antitaurinos se hallan dentro de las propias plazas, y no son otros que aquellos que acuden como matadores de toros por el puro lucimiento y la fama que inexcusablemente obtienen al plantarse delante de un toro bobalicón.

El torero de verdad es un artista, y en su condición reside el derecho y el deber de defender la fiesta con verdad, con pureza y con honestidad, no con el engaño.

Pues bien, al no defender la fiesta de dicho modo, ha ocurrido lo contrario: se ha visto atacada, y como los mismos figurines no están acostumbrados a tener que defenderla con verdad, ahora la tarea les viene grande.

¿Quien se ha pronunciado más que el público y los periodistas? ¿Quien se lanza a defender la fiesta más que el aficionado?

Si el aficionado no contempla cómo sus ídolos defienden con todo el corazón y todo el alma la Fiesta, aquellos se desanimarán, y perderemos progresivamente el arte de los toros. Por tanto, las figuras deben luchar en primera línea, con responsabilidad y criterio, para salvaguardar una expresión de arte que a todos nos representa como parte de nuestra cultura.

En nuestras manos se encuentra la capacidad de de cambiar ésto, pero solo es necesaria una condición: la de hacerlo juntos. El mundo del toro debe remar en una sola dirección, la de defender el arte del toreo con verdad y honestidad, y defenderlo como arte que es. De otra forma será imposible hacer perdurar la fiesta, nuestra fiesta, el espectáculo de masas más antiguo de nuestro país.

La fiesta necesita del apoyo de mayores y jóvenes, hombres y mujeres, gentes del mundo, para que como arte, perdure en la eternidad.

¡Viva la Fiesta!

_____________________________

Nota relacionada:

Aprueban en Balear una ley inconstitucional para agredir a la Fiesta de los toros

_____________________________

@Duenases

__________________________________________________________________________

Entrar a ver el programa de televisión TOROS EN EL MUNDO TV

__________________________________________________________________________