En Pamplona… Leonardo Hernández corta cuatro orejas y revienta San Fermín

Pamplona. Sábado 6 de Julio. Segunda de la Feria de San Fermín. Lleno. Toros de Carmen Lorenzo (1°,3°y 6°) y El Capea (2°, 4° y 5°). Destacó el quinto de El Capea, de nombre Razonante por humillar durante toda la faena, al que se le concedió la vuelta al ruedo.

Pablo Hermoso de Mendoza: Silencio y oreja.

Leonardo Hernández: Dos orejas y dos orejas.

Roberto Armendáriz: Silencio y ovación.

____________________________________

El primero de Carmen Lorenzo, un negro bragado de 560 kilos fue recibido por Hermoso de Mendoza a lomos de Alquimista. El rejoneador recibió un golpe en el pecho mientras trataba de clavar el rejón de castigo, pero todo quedó en un leve susto. A lomos de Berlín clavó las banderillas, realizando una emocionante faena pero con Alabama pinchó y perdió los trofeos. Silencio.

Pablo Hermoso recibió al galope de Jíbaro al cuarto, de El Capea, de 590 kilos que salió fuerte y rápido. Con Disparate clavó las banderillas causando los aplausos del público de San Fermín, llenando la plaza de emoción. Por último con Pirata puso las banderillas cortas a dos manos, levantando aún más la plaza. Calvó el rejón de muerte en su sitio y cortó una oreja.

Leonardo Hernández puso un sólo rejón de castigo al segundo de la tarde. En banderillas con Enamorado, como indica el nombre del caballo, enamoró al tendido poniendo a todo el público en pie, calando en la afición. Término de calar con Xarope poniendo 3 pares de banderillas al violín. Fue una faena llena de sentimiento donde finalmente cortó dos orejas asegurándose la puerta grande.

El quinto de El Capea de 570 kilos fue recibido con Giraldillo, pero la ovación empezó con Calimocho. Al igual que en su faena anterior, Leonardo se luce con Xarope clavando las banderillas al violín y poniendo de nuevo a la plaza de Pamplona en pie. Razonante fue un ejemplar que permitió esta gran faena humillando durante todo el tiempo. Por esto se le concedió vuelta al ruedo. Además, otras dos orejas.

El tercero de la tarde, de 590 kilos para Roberto Armendáriz no fue fácil. El rejoneador a lomos de Ranchero coloca las banderillas y finaliza con Martini, recibiendo un golpe clavando las cortas.
Clavó el rejón de muerte caído por lo tanto utilizó el verduguillo. Silencio.

El último de la segunda de San Fermín de 500 kilos fue complicado. Armendáriz colocó con Cristal un rejón y con Diamante llegó a la afición con las largas. A lomos de Farruco y Martini puso en pie a la plaza pero el fallo con el rejón de muerte hizo perder los trofeos. Ovación.

En la segunda de San Fermín también se ha abierto la puerta grande, en este caso por un rejoneador que ha reventado la tarde cortando cuatro orejas. Ha sido una de rejones llena de emoción y juego por tanto tanto de los astados como de los rejoneadores a lomos de sus caballos. Además, la plaza de Pamplona, llena. ¡Por más tardes así!

¡España es taurina!

¡Viva San Fermín!

____________________________

____________________________

@pauburguis 

__________________________________________________________________________

Entrar a ver el programa de televisión TOROS EN EL MUNDO TV

__________________________________________________________________________