En Saint-Sever… Yon Lamothe a hombros, corta dos orejas

Plaza “Morlanne – Henri Capdeville” de Saint-Sever. Penúltima cita de la temporada francesa en la tradicional Semana Taurina en su XXXII edición. Viernes 11 de noviembre 2016. Becerrada de Juan Sánchez Fabrés. Bien presentados en su conjunto y encastados. Matinal nubosa amenazando lluvia. Un cuarto de entrada.

Lucas Miñana de Béziers: Oreja

Solalito de Nîmes: Ovación

Tristan Espigue de Arles: Oreja

Yon Lamothe de Tartas: Dos orejas

Detalles:

Festejo organizado por La Peña Jeune Afición de Saint-Sever.

El cuarto, premiado con la vuelta al ruedo en el arrastre. El ganadero Juan Sánchez Fabrés, recibió una ovación al finalizar el festejo.

Yon Lamothe recibió el premio ‘Felix Robert’ y 200 € de Villa Mirasol por ser el triunfador de la becerrada.

__________________

El ganadero Juan Sánchez Fabrés, que lleva la sangre Santa Coloma estirpe Coquilla, volvió a Saint-Sever con alegría tras su último compromiso en 2013. Presentó un muy buen lote, tanto de presentación como de juego. Según ha podido comentar el ganadero: ‘A mí, me gusta esta plaza francesa, me atrae suerte. Y se me piden mis toros, ya que, en España, el mercado está muy complicado y los toreros no quieren matarlos. En cambio, aquí, gusta a los aficionados.’

Y el caso es que los aficionados han pasado una buena mañana con estos casi erales. El cuarto fue premiado con la vuelta al ruedo en arrastre.

Lucas Miñana se lució con el recibo capotero, entró en quite Solalito por faroles. El joven de Béziers toreo de muleta con el compás abierto, cargando bien la suerte. Menos lucidos fueron los naturales. Mató de una casi entera contraria y con otra casi entera caída y cortó el primer apéndice de la mañana.

Solalito ofreció buenas verónicas de recibo con estilo, entró en quite Tristan Espigue por tafalleras. En cambio, con la muleta, la tarea fue más complicada. Le perdió terreno, no consiguió enseñar a embestir a su noble ejemplar. Hay que resaltar que son alumnos y que están debutando en este oficio tan difícil, por lo tanto, se perdona. Cazó su becerro con una estocada entera y trasera, tres pinchazos y otra casi entera contraria, recogió una ovación.

Con el capote, Tristan Espigue nos mostró buen estilo con arte, entro en quite Yon Lamothe por chicuelinas de buena factura. Replicó Tristan con navarras y serpentina, no quisó ganarse la pelea, pero no le salió redondo. Su labor muleteril por ambas manos fueron de muy buen gusto, toreando con el compás muy abierto. Se gustó. Despidió su oponente con tres pinchazos y una estocada entera baja. Se le concedió un trofeo.

El afortunado Yon Lamothe le toco el mejor ejemplar del festejo, siendo además su debut en público. Se le vió verde con el capote con falta de seguridad. Entró en quite Lucas Miñana por chicuelinas y replico Yon con otra serie de chicuelina. ¡El becerro es de vaca! Se pudo lucir con la muleta ante un ejemplar bravo. Despacha su colaborador con un pinchazo y una estocada entera contraria y descabello. El respetable le premia con el doble trofeo y vuelta al ruedo en arrastre para el de Coquilla. Salió a hombros tras haber sido recompensado con el premio ‘Felix Robert’ y 200 € de Villa Mirasol por ser el triunfador de la becerrada

____________________________

@PhilippeGilMir

____________________________