En Caxuxi… Francisco Martínez, un novillero para mayores retos

En Caxuxi, Hidalgo. Novillada de Feria. Dos tercios de entrada. Novillos que aparecieron en este orden: Primero de Los Cues, manso pronto fue perdiendo movilidad. El segundo de El Garambullo, bueno aunque le faltó vigor. El tercero de La Venta del Refugio, resultó bueno en los tres tercios. El cuarto de San Miguel de los Castro, horripilante, además de manso con genio, desarrolló mucho sentido, se puso por delante.

Francisco Martinez en solitario: Oreja, vuelta, dos orejas y oreja.

Detalles:

Al final la gente sacó a hombros al joven novillero de San Miguel de Allende, quien todavía estuvo una hora firmando autógrafos y fotografiándose con la asistencia.

________________________________

A, Francisco Martínez, le vimos en Cinco Villas, no harán más de seis meses, y desde entonces nos dejó claro sus buenas maneras, así como la clase y calidad que posee, pero sobre todo el mágico don del temple.

Su carrera ha avanzado, porque se percibe la férrea disciplina que posee, guiado con talento por su Maestro y apoderado, Alejandro del Olivar.

El reto de haberse encerrado esta tarde en Caxuxi, implicaba dos vertientes, llevar gente a los tendidos, e igualmente convencer a través de su expresión en el redondel.

El primer reto estoy seguro que lo pasó airoso, llevó gente, más de dos tercios del aforo estuvieron llenos, muy a pesar de que un día antes, se había lidiado un VERGONZOZO… AUTÉNTICAMENTE VERGONZOZO encierro de Jorge de Haro.

El respetable le dio el voto de confianza al novillero Francisco Martínez, y acudió a verle torear, y en verdad salieron contentos e ilusionados, porque hubo pasión y entrega, variedad en los quites y por supuesto, suavidad en los trazos.

________________________

– Francisco Martínez con su apoderado y maestro Alejandro del Olivar

________________________

Así con su primero, le lanceó con armonía dibujando unas verónicas de buen gusto, acompañando la embestida con la cintura, fue un gusto verle torear de capa; banderilleó con voluntad, y con la muleta, supo darle sitio al remilgoso ejemplar de Los Cués, al que le hizo efecto el tercio de varas, y por ello, comenzó a recortar las embestidas, lo que no fue ningún impedimento para que Francisco, con paciencia lidiadora consiguiera una faena pulcra mostrando conocimientos. Tras la contundente rúbrica, se le autorizaría a pasear una merecida oreja.

Oreja que vería irse tras estar lamentablemente mal con el acero en su segundo, tras dos pinchazos dejó un estoconazo, pero eso no borra la buena actuación que tuvo con el de El Garambullo. Nuevamente brilló con la capa así como en banderillas. Y, con base en la serena inteligencia extrajo plausibles series con ambas manos con la muleta, en donde volvió a demostrar sus inobjetables avances.

Con el tercero de La Venta del Refugio, un novillo muy bien hecho, berrendo aparejado lucero, la cadencia y el ritmo con la capichuela volvieron a insistir que sus buenas maneras resultan evidentes. Banderilleó otorgando los terrenos al novillo, lo que el gran público le agradeció con ovación en el tercio; mientras que con la muleta dejó nuevamente pasajes templados, armónicos con las dos manos, de una suavidad pasmosa por ese don del temple que posee. Un certero estoconazo que hizo claudicar de inmediato a su oponente, y las dos orejas que exigieron los ahí reunidos fueron vitoreadas en su paso por los tendidos. Faena que por cierto, brindó con emoción y respeto a Ángel Acevedo y Mario Brito, empresarios de este festejo, que le están apoyando sin tasa ni medida, eso…

______________________

– Francisco Martínez le brinda su faena a Mario Brito y Ángel Acevedo

______________________

… eso, está muy bien, porque justamente lo que requieren los jóvenes novilleros con argumentos es el apoyo de empresarios como el binomio Acevedo-Brito, para que desarrollen sus luminosas cualidades.

Finalmente, salió el cuarto, un horripilante, en verdad horripilante novillo de San Miguel de los Castro.

No entendemos por qué envió ese astado el ganadero, y así como era de horrpipilante, así fue en su comportamiento, pareció hasta toreado. No exento de barbear las tablas (en este caso el cemento) e intentando la huida.

Francisco le recibió con la capa y le buscó a pesar de su insistente huída, en un recorte con el revés de la punta de la muleta, se le fue encima, le propinó tremenda guantiza, que no hizo mella en el novillero de San Migue de Allende, se incorporó de inmediato sin verse la ropa y dio punto final a esa intervención.

Desordenada fue la pica, porque a pesar de hacerle notar Francisco al picador, para que suspendiera el puyazo, el varilarguero insistió, lo que molestó al respetable.

La faena con un novillo que se puso por delante, complicado, de una mansedumbre asfixiante y de un peligro inminente, de pronto le fue “sobando”, como dicen los taurinos, y extrajo pases despaciosos, teniendo que aguantar el joven Martínez, y así consiguió una breve pero sólida faena. Como punto final, una rúbrica hasta la empuñadura, y la oreja como reconocimiento al notable esfuerzo.

Al final, fue izado por la vox populi que bajaron de los tendidos para estar con el novillero, que pasó airoso la prueba de haberse encerrado con cuatro novillos.

Ahora, sería bueno que experimentara yendo a España, jóvenes como él hacen bien a la competencia en la Península, pero mejor le hará a Francisco por la grandilocuente experiencia que puede sumar en tierras hispanas, galas y lusitanas.

______________________________________________

Aquí puede acceder a la galería fotografía del festejo

______________________________________________

@PERIODISTAURINO 

_____________________________________________________________________________

Entrar a ver el programa de televisión TOROS EN EL MUNDO TV

_____________________________________________________________________________